Aquí es donde yo me detengo a explicar, porqué he escogido está pelicula. En primera instancia porque siempre hay razones para peliculas como esta; Chris Tuker como el delirante Ruby Rhod; Mila Jovovich en el papel de Leello, insospechanda actuación brillante y sorpresiva; la  dirección de Luc Besson, exesiva y teatral, que hace una pelicula absolutamente glam; una cinta plagada de imagenes a lo Moebius que nos recuerdan el comics de Alejandro Jodorowsky, el INCAL. El Qto. Elemento es más que solo una pelicula de ficción cientifica,  y esa es la magia que le vale un lugar entre las 100 imperdibles. Cuando ves el Q. E. esta viendo una propuesta estética, hay un discurso tras el color, el exceso, la estridencia. EL Q. E. es ante todo estética; un discurso semiológico instalado en lo simbolico y lo referencial de un lenguaje visual que es tan propio de las culturas de modernas.

Pero hablemos de la pelicula.

En 1914, un profesor arqueológico y su socio se encuentran en el desierto de Egipto estudiando unas abaciones en las paredes de un templo antiguo, en realidad estan a punto de descubrir un gran hallazgo, puesto que esas grabaciones desvelan que cada 5000 años llega a la Tierra un ser llamado El Maligno. Un monje perteneciente a una dinastia esta a punto de detenerles cuando los Mondoshawah, una raza alienígena que ayuda a los humanos mediante cuatro piedras que representan los cuatro elementos de la naturaleza, agua, tierra, fuego y aire, más un quinto elemento, llamado El Ser Supremo, aparece. Los alienigenas se llevan las piedras ante el temor de que las roben, haciendo prometer al monje que transmitirá sus conocimientos hasta que regresen de nuevo.

Alrededor de 300 años después, el 18 de Marzo del año 2263, El Maligno vuelve a amenazar la Tierra con la ayuda de Zorg(Gary Oldman), un empresario que colabora desde la Tierra con el Maligno, también regresan los Mondoshawah, quienes sufren un ataque al cruzar la frontera y terminan estrellándose en un planeta. Sólo sobrevive una mano de un Mondoshawah, a la que llevan a un centro cientifico de Nueva York, allí también se encuentra Korben Dallas (Bruce Willis), un taxista que perteneció al ejército. Una vez en Nueva York los cientificos reconstruyen a Leloo(Milla Jovovich) a partir de la mano del alienigena, quien al despertar se encuentra perdida y confusa, por lo que termina huyendo yendo a parar a una cornisa, perseguida por la policia Leloo no ve otra solución que saltar al vacio, cayendo sobre el taxi de Korben quien la ayuda a huir de la policia. Más tarde, Leloo antes de desmayarse por el golpe, le menciona a Vito Cornelius(Ian Holm), un sacerdote. Korben lleva a Leloo a casa del sacerdote, quien al ver la marca en la muñeca de Leloo se desmaya al darse cuenta de que se encuentra ante el Quinto Elemento, el Ser Supremo para salvar a la Tierra.

 

Esa misma tarde, ya en su apartamento, Korben se entera de que ha ganado el concurso de las croquetas Geminis para unas vacaciones en el Paraíso Fhloston, también destino de Leloo, y Vito Cornelius quien roba los billetes de la nave espacial a Korben. En el aeropuerto, Korben se presenta yendo con Leloo al Planeta Fhloston ya siendo consciente de la misión que se le ha encomendado por parte del ejército, que es la misma que la de Leloo, salvar al mundo. Allí Korben y Leloo tendrán que reunirse con la Diva PlavaLaguna, quien tiene las piedras. Tras unas horas, tras el concierto de la Diva, hay un ataque terrorista en la que Korben y el Dj de radio, Ruby Rhod(Chris Tucker) tendrán que combatir, mientras Leloo busca las piedras por su cuenta. Korben consigue las piedras de la Diva, y junto con Leloo, Ruby Rhod y Vito Cornelius escapan antes de que la nave del Paraiso Fhloston estalle.

El Maligno al ser consciente de que se acerca la hora de destruir la Tierra multiplica su velocidad dirigiendose a la Tierra rápidamente. La nave que pilota Korben llega justo 5 minutos antes de que el Maligno se estrelle contra la Tierra logrando así la oportunidad que intentar salvar al mundo en el último instante.

Los momentos más delirantes  de  Chris Tucker; para  una pelicula que más que argumento, drama, o acción; tiene ante todo una propuesta estética.


 

y aquí hay más…

El Quinto Elemento, se ha ganado su lugar entre las 100 imperdibles por tres razones: su estética reveladora e inteligente, una dirección acertada, y por  las actuaciones brillantes; del delirante Tucker y la interesante Jovovich. Por eso y porque nadie puede olvidar eso de:

“Yo leelo… yo quinto elemento…. yo protege a ti” 

Soy Focvs
Y la Mverte no es vna Metáfora.

Anuncios