Hoy he leído en un foro, el tipo de debate que se ha producido a propósito de la liberación de la ex candidata presidencial de Colombia Ingrid Betancourt. Y yo a veces pienso que hay cosas que es necesario que se digan; y quisiera opinar en este asunto.

 

En una primera instancia hay varias cosas con las que estoy de acuerdo; y otras que creo no son pertinentes en este momento….

 

Estoy de acuerdo en que, más allá de la natural alegría por la reunión de familias por largo tiempo separadas contra su voluntad, hay que tratar de ser más fríos a la hora de analizar “la gran victoria”. Estoy de acuerdo en que la paz, debe ser un objetivo para todos los colombianos sensatos, y estoy de acuerdo también, la violencia no es, ya hoy, un camino aconsejable para ningún pueblo, en estas condiciones políticas, sociales y económicas. No obstante ello, ES MUY PELIGROSO EMOCIONARSE TAN LIVIANMENTE; en este punto quisiera contarles a los colombianos que, en democracia, a Chile les tomo diez años eliminar a los movimientos armados que sobrevivieron a la dictadura militar; ¡¡10 AÑOS!!  y eso que  el  FPMR y el MJL no eran nada comparados con las FARC; al lado de las FARC, los movimientos armados chilenos era menos que nada; y eso sin contar que esto también esta relacionado con  las cantidad de recursos invertidos en esto y la necesidad que tenga el depto de estado norteamericano de estabilidad en la zona… los objetivos establecidos por los poderes involucrados en el conflicto; el Depto de Estado Norteamericano, el Gobierno colombiano, las FARC, Los Carteles Narcos, las fuerzas Políticas al interior de Colombia. Son muchas  las manos, queriendo escribir esta página de la historia, por ende hay muchos codos rozando el tintero.

 

Entonces frente a este panorama, mi opinión es que hay que hacerse las preguntas correctas en este asunto. Porque si el objetivo es tener paz, se debe ser extremadamente cauteloso acerca de que paz es la que se les esta ofreciendo, es decir; que por estar tan obsesionados con tener paz no están mirando a que precio la están pagando. En Chile ha ocurrido un proceso parecido en el sentido de que los resultados de el retorno a la democracia, no han sido ni con mucho los que el pueblo (palabra tan manoseada últimamente) había calculado. No solo en tema de reforma sociales, o justicia política, saino en reformas  mucho mas sensibles;  como la economía, la previsión social, el código laboral, o la educación, solo por nombrar algunos, después del regreso de  “los demócratas”, todo movimiento social fue desarticulado, la capacidad de movilización del pueblo deslegitimada, y la participación segmentada a tal punto, que  resulta intrascendente, participar de cualquier instancia hoy en día.

 

  Entonces la pregunta uno que tendría que hacerse sería  ¿Quién esta  moviendo los hilos de este proceso? Es mi opinión El Departamento de estado norteamericano (D.E.N) ha estado detrás de todo esto… detrás de Uribe en el fondo. Y esto nos sería del todo malo pero eso hace que el precio que tendrá que pagar el pueblo colombiano por este “triunfo” será  el más alto que jamás haya pagado pueblo alguno, EE.UU. no da nada gratis. Uribe no puede servir a dos amos; a EE.UU. o al pueblo colombiano.

 

Por ende la segunda pregunta que habría que hacerse es ¿a quién le sirve?

Aún en el peor momento de su popularidad, Uribe no tenía nada que ganar y todo que perder, si aceptada las condiciones  del D.E.N. Y aquí es importante la cronología, ¿porque?, porque estas cosas no pasan por casualidad; es decir hay que explicar los porqués de muchas cosas; porqué en menos de 2 años, el gobierno colombiano logra contra las FARC lo que nunca pudo en 40 años; porqué la guerrilla mas antigua (a estas alturas) del mundo; comete errores infantiles en sus momentos claves, porqué  Uribe de pronto pasa de una política conciliadora de llamar al diálogo con las FARC a operaciones militares sin mediar motivo conocido alguno, porque la sorprendente efectividad de operaciones que nunca antes habían sido efectivas: NO, ESTO  NO ES CASUALIDAD, EN POLITICA ESTRATEGICA, Y EN ESTRATEGIA MILITAR; NO EXISTEN  LAS CASUALIDADES. 

 

En momentos como este hay que tener muy buena memoria. Porque no es ninguna casualidad, que en un plazo tan corto de tiempo, hayan muerto 4 de los 7 miembros del secretariado nacional de las FARC, y a pesar de la justificada euforia de algunos colombianos; EL EJERCITO DE COLOMBIA NO TIENE LOS RECURSOS TECNICOS PARA OPERACIONES DE ESTE NIVEL DE COMPLEJIDAD Y CON UN NIVEL TAN ALTO DE  PERFECCIÓN;  esta mentira ya nos ha sido contada antes ¿donde? en la embajada de Japón en Lima, donde dijeron que fue el ejercito peruano el que entro en la embajada con un record de eficiencia  que solo es alcanzado por tres cuerpos de Élite en el planeta, el MOSSAD, la CIA, y el GSG-9 alemán. Y dejaronn un saldo de todo el equipo de secuestradores muertos y  un solo rehen como baja UNO SOLO. Entonces si esto es así, ¿cuanto le costara a Colombia la “asesoría” norteamericana? cuando haya que decidir sobre recursos naturales o apoyo político o tratados comerciales en la región ¿por quien votara Uribe por los intereses colombianos o por  los del D.E.N?

 

Desde hace más de 50 años que la política estratégica que se hace en América Latina es continental; el D.E.N axial lo ha entendido y ha aprendido de sus errores, comenzando a actuar en consecuencia; aprendió que es muchísimo más económico financiar los conflictos que protagonizarlos, ejemplo de esto es el apoyo a la contrainsurgencia nicaragüense, al gobierno dictatoria y terrorista de Napoleón Duarte en el Salvador DONDE NO IMPORTANDO EL COSTO QUE TUVIERON QUE PAGAR ESOS PUEBLOS, SE SUSTENTARON CONFLICTOS LARGUISIMOS, SOLO CON EL OBJETIVO DE IMPONER LAS POLITICAS DE LA CASABLANCA. Por eso; desde que los grades carteles de la droga se volvieron un problema político-militar en Colombia; y de seguridad nacional en EE.UU., el D.E.N han “asesorado” a los colombianos en estas materias “y en otras”, esto ha estado pasando desde la era  de Pablo Escobar e inclusive antes.

 

Y la verdad  es que yo espero  ver en el pueblo colombiano la fuerza social necesaria que hay que tener para oponerse a la intervención Norteamericana. No esperen ver a los Marines desembarcando en suelo colombiano… ellos ya hicieron eso hace años… pero nadie pareció advertirlo.

 

“LA VICTORIA ES, POR NATURALEZA, INSOLENTE Y ARROGANTE”

Marco Tulio Cicerón (106 AC-43 AC).

Anuncios